Stella Matutina

  • Fatima, Portugal
  • Comunidades dependientes de la Superiora General

  • Estrella de la mañana

    Casa de oración y soledad

    Un poco de historia ...

    La fundación de Fátima implicó una larga búsqueda de la Madre María Oliva, Fundadora de las Hijas de la Iglesia. Las Apariciones de la Madre de Dios en Fátima tenían profundas raíces en su experiencia personal. En las primeras páginas de la biografía de Olga, queriendo resaltar un aspecto importante de su carisma, la colaboración con el plan universal de salvación del Padre, y en particular el anhelo por la salvación y alegría de los que están lejos de su amor, escribió : "La Madre de Dios apareció en Fátima para enseñarnos cómo salvarlos con la oración".

    El 17 de marzo de 1959 emprendió el primer paso concreto: desde Lourdes, donde se encontraba para celebrar el centenario de las apariciones, atravesando España en tren, encuentra en Fátima al Obispo de Leiria, Mons Joâo Pereira Venancio y le expresa el deseo de adquirir un terreno cerca de la Cova d'Iria.

    Después de la compra del terreno, en la solemnidad de Cristo Rey de 1965, la madre María Oliva pide por escrito al Santo Padre Pablo VI que se le conceda la fundación de una casa de vida contemplativa en Fátima. El Papa respondió el 30 de diciembre de 1965 a través del Cardenal Antoniutti dando acogida al pedido y bendiciendo la futura fundación, desendole un  gozoso y fructífero incremento del proyecto.

    Del 22 al 27 de abril de 1966, la Madre emprende un segundo viaje a Fátima, para ver el terreno y realizar el proyecto.

    En 1972 comienza a vivir en Fátima una pequeña comunidad que colabora con el servicio del santuario a los peregrinos y sigue más de cerca el trabajo de la capilla y la construcción de la casa, para que sea adapta a la vida contemplativa.

    A finales de junio de 1976, durante los ejercicios de las junioras, la Madre  les puede decir con gran alegría: "Después de estos ejercicios, el próximo otoño, voy a ir a Fátima, Dios mediante, para abrir nuestra casa de oración"... Pero a los pocos días, el 10 de julio, el Señor la llama a su Reino y su bendición maternal la da desde el cielo.

    En la Solemnidad de Cristo Rey de 1976, bajo la presidencia de Mons. Alberto Cosme do Amaral, Obispo de Leiria-Fátima y la presencia del Consejo General, la comunidad comienza su camino de vida contemplativa,  expresando de manera especial la misión orante de la Iglesia.

    Stella Matutina hoy: oasis de oración

    A la Comunidad de Fátima, la Madre María Oliva reservó el título de la  letanía lauretana "Stella Matutina", porque evoca la esperanza a la que tiende todo espíritu humano. Las Hermanas de "Stella Matutina" están llamadas particularmente a asumir este anhelo del corazón humano, a veces no confesado o dormido, de modo que el hombre de hoy encuentre su luz y satisfaga su sed de Dios.

    La comunidad vive la dimensión eclesial y de comunión con la Iglesia local, con especial sensibilidad a las orientaciones del Santo Padre, del Obispo, del santuario y del Mensaje de Fátima, que las involucra en la participación, con la oración, a la misión evangelizadora y salvadora de la Iglesia.

    La casa está abierta a la hospitalidad. Una particular atención se da a los peregrinos pobres o aislados, especialmente durante el tiempo de las grandes peregrinaciones, de mayo a octubre. La comunidad de "Stella Matutina" está "sobre la montaña" por todo el Instituto y como muestra de este compromiso todos los días ora por una comunidad, por su misión y por las intenciones de cada una de las hermanas que la componen.

    Stella Matutina

    Dirección

    • Rutunda Anjo do Portugal, 20
    • 2495
    • Fatima, Portugal
    • Portugal

    Contacto

    • Telephone: 00351 249531415
    • E-Mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

    Actividad

      News

      Event